Libro de respuestas de especialidades JA/Campamento/Fogata/Fricción

From Pathfinder Wiki
Jump to: navigation, search
This page is a translated version of the page Adventist Youth Honors Answer Book/Camping/Fire/Friction and the translation is 100% complete.

Bow Drill.png

El método de «arco y taladro» es bien conocido y es un montón de trabajo. El arco es similar al que se usa para la arquería. Para hacer tal arco, encuentre una cuerda delgada o pedacito flexible pero robusto del cordaje, y un palillo robusto 60-120 cm de largo. Ate la cuerda a un extremo del palo y haga otro nudo en el otro extremo del palo, con la cuerda entre los extremos no tan tensa.

El taladro (o huso) es otro palo recto, delgado y fuerte, preferiblemente pelado de corteza, afilado en el extremo inferior y redondeado en la parte superior. El centro de la cuerda de arco se envuelve alrededor del taladro, con el arco y el huso en ángulo recto el uno al otro. El extremo del huso se coloca sobre un tablero de fuego.

El tablero de fuego es un pedazo de madera dura y seca (el cedro es excelente), con una impresión cónica en la superficie superior (tal como pudo ser hecha con un taladro avellanado). Esta impresión se perfora cerca de la orilla del tablero de fuego y una muesca se corta en él. El vértice de la muesca debe estar en el centro de la impresión. Coloque un pedazo de corteza por debajo de la muesca para atrapar la madera caliente que el huso molerá del tablero de fuego.

La parte superior del husillo es redondeada y suavizada, y colocada en un hueco de madera dura, hueso, piedra o algo similar. El hueco debe ser alisado y engrasado para reducir la fricción - usted no quiere generar calor en el hueco.

También debe tener un pedazo de tela de carbón, que es útil para encender cualquier tipo de fuego primitivo. Una tela de carbón es un pedazo de algodón carbonizado. Puede hacer varios cortando un viejo par de pantalones vaqueros en rectángulos de 2 x 1.5 pulgadas. Colóquelos en una lata (como una lata Altoid) con un agujero taladrado en la parte superior (o inferior). Ponga la lata (con la tela dentro) en una fogata y sáquela cuidadosamente después de unos 30 minutos. El estaño evitará que la tela se queme completamente porque limita el suministro de oxígeno. Retire los pedazos de tela y tráigalos cuando esté listo para encender un fuego.

Una vez que el equipo está listo, recoja algo de yesca. Esta yesca debe ser fácilmente encendido. La hierba seca, las agujas del pino y la pelusa del secador funcionan bien todos para esto. Forme la pila de yesca en la forma de un nido de pájaro. Luego, asegúrese que tenga suficiente madera en la mano y un fuego fácilmente encendido con combustible listo. Cuando la yesca saca llamas, no es el momento adecuado para empezar a buscar la leña y el combustible. Haga esto antes de tiempo.

Una vez que el husillo está en su lugar con su punta inferior en la impresión en el tablero de fuego, la parte superior sostenido firmemente por el hueco, y el cable envuelto alrededor de su centro, la persona moverá el arco hacia adelante y hacia atrás rápidamente para girar el huso. Los movimientos largos son mejores que los movimientos cortos.

Si el hueco es demasiado duro, el huso no girará. Si no se presiona con suficiente fuerza, el huso se desprenderá.

Después de unos pocos segundos de girar el huso, el tablero de fuego debe comenzar a sacar humo. Siga moviendo el arco. Después de un minuto de humo, busque un montón de polvo de madera caliente para acumularse en el hueco, atrapado en la corteza colocada debajo de ella. Deje de mover el arco y vea si el polvo de madera sigue sacando humo. Si no lo hace, vuelva a mover el arco.

Cuando el polvo de madera continúe sacando humo después de que el huso se detenga, recoja cuidadosamente la corteza, deslice el polvo de madera hacia el centro de la tela de carbón y sople suavemente sobre el polvo de madera. Aumente lentamente la fuerza de la corriente de aire soplada en la yesca. Debe brillar rojo mientras más aire se sopla. En otras palabras, la brasa debe encender la tela de carbón. Cuando lo hace, deslice la tela de carbón en la yesca y continúe soplando. Eventualmente, cuando tome su siguiente respiración, la pila de yesca sacará llamas. Coloque la yesca ardiente debajo de la leña y cuide el fuego como lo haría con cualquier fuego recién encendido.